Ganadores de la Orden Carlos Mauro Hoyos

Ganadores de la Orden Carlos Mauro Hoyos

Orden Carlos Mauro Hoyos

Esta distinción fue creada en 2001 en el municipio de El Retiro para honrar a Carlos Mauro Hoyos Jiménez "hijo adoptivo de El Retiro", para exaltar su vida y compromiso constante con el pueblo guarceño sin distingo de raza, credo, condición social y filiación política; y resaltar su vida como ejemplo de honestidad, generosidad, tolerancia, rectitud, valentía y civismo. Esta distinción se entrega anualmente, en la fecha de su natalicio, a todos aquellos ciudadanos o instituciones públicas o privadas que con su compromiso cívico ayuden a construir región.
Otros ganadores han sido, entre otros: Lázaro Villa Cadavid, músico y compositor del himno de el Retiro en 2005 y 2014, la docente Clara Ceciclia Giraldo en 2012, FASOR en 2013, e incluso Gloria Bermúdez, nuestra directora, en 2006.

¿Quién fue Carlos Mauro Hoyos?


Abogado de la Universidad de Medellín, con especialización en Derecho Constitucional. Durante su vida pública alternó entre los cargos de la rama judicial y su militancia en el Partido Liberal. Fue juez municipal de El Retiro, y concejal del mismo; en el ámbito departamental fue diputado, tesorero y contralor de Antioquia; fue representante a la Cámara en varias oportunidades y secretario general del Partido Liberal.
El 17 de septiembre de 1987 Carlos Mauro Hoyos se posesionó como procurador general de la Nación, tras ser elegido por el Senado. Asumió el cargo en uno de los momentos más críticos de la Historia colombiana, debido a la creciente amenaza terrorista del narcotráfico, en cabeza de Pablo Escobar. Durante su administración como procurador general, Hoyos se destacó por su relación con la DEA (Administración para el Control de Drogas) de Estados Unidos, lo que lo convirtió en uno de los objetivos de la mafia. Fue secuestrado por sicarios del narcotraficante Pablo Escobar y asesinado el 25 de enero de 1988 en Rionegro.






El Retiro lo guarda en su corazón como uno de sus mejores líderes, y por eso, justo al lado de Santander, reposa un busto que le rinde homenaje en la Plaza Principal y que reza: "Quien pagó con su vida el amor a la justicia y a la dignidad humana"
Los habitantes de el Retiro lo recuerdan por la reconstrucción en cemento del atractivo turístico “puente Peláez”, por la apertura de las vías que conectan a El Retiro con municipios y veredas, como la conexión de las veredas La Luz y El Barcino con el municipio Montebello. También lo receurdan en Lejos del nido por llevar la luz eléctrica.