Los niños piensan la paz

(Artículo realizado y publicado por el Banco de la República)

¿Qué es la paz?

—“Es cuando un niño pelea con otro y al otro día se dan la mano”
Faiber Andrés Levasa de 9 años, alumno de la Institución Educativa Resguardo Indígena Poblazón de Popayán.


IMG_1332Como Faiber, más de 200 niños colombianos han hecho parte de “Los niños piensan la paz”, un proyecto de lectoescritura del Banco de la República y el Centro Comunitario Rural Laboratorio del Espíritu que a partir de talleres de lectura, juegos de palabras y producción de textos, explora los sueños y deseos que tienen los niños colombianos sobre la paz.

Liderado por Javier Naranjo, el proyecto se desarrollará a través de las Áreas Culturales del Banco en 13 ciudades distintas. A la fecha ya se llevó a cabo en Buenaventura, Popayán, Armenia, Manizales, Riohacha y Bucaramanga, en los próximos meses se sumarán Sincelejo, Girardot, Neiva, Leticia, Honda, Tunja y Bogotá.

Una vez concluidos los talleres, el Banco editará una antología con los mejores relatos infantiles producidos en el marco del proyecto. 

El énfasis de los talleres es la lectura y la escritura, así como el debate de libros y textos que desde diferentes perspectivas abordan el tema de la paz. Al mismo tiempo se proponen actividades y ejercicios que a partir de preguntas como: ¿Qué es la paz? ¿Cómo sería un país en paz? ¿Cómo puedo yo mismo estar en paz? Indagan y rastrean diferentes aristas alrededor del significado que tiene este concepto en el imaginario de los niños, así como en la representación que ellos mismos hacen de su realidad y de la cotidianidad de sus familias.

tlePara Ángela Pérez Mejía, Subgerente Cultural del Banco de la República, “Los niños piensan la paz hace parte un proyecto cultural que entre 2013 y 2014 desarrollaremos en todo el país. Partimos del convencimiento de que para construir la paz necesitamos palabras para nombrarla e imágenes para imaginarla. En este ejercicio concretamente queremos que las palabras de los niños nos enseñen a imaginar la paz.

El proyecto está dirigido a niños entre los 9 y los 12 años, sin otro requisito que estar en disposición de disfrutar la actividad. Así han participado niños de condiciones socioculturales muy diversas: en Buenaventura, por ejemplo, niños de una comunidad negra raizal, en Popayán indígenas coconucos, en Armenia y Manizales alumnos de un colegio privado, en Riohacha niños Wayuu de la ranchería Dividivi y en Bucaramanga niños de dos instituciones de apoyo a la niñez.

“Esta diversidad de grupos, regiones y culturas, sin duda es un factor que va a enriquecer mucho el trabajo y las reflexiones que va a entregarnos el proyecto. Hasta ahora he notado que el concepto de paz es muy claro en los niños, les gusta hablar de él y se expresan con propiedad y conocimiento. Me atrevo a decir (sin terminar el proyecto) que saben que es algo que todos deseamos y necesitamos”, explica Naranjo.

IMG_1347Javier Naranjo es poeta y escritor, coordinador del Centro Comunitario Rural Laboratorio del Espíritu en El Retiro – Antioquia, una organización privada, sin ánimo de lucro, que tiene por objeto promover el desarrollo local mediante un proyecto educativo orientado a reconocer, valorar y fortalecer el mundo rural a través de diferentes actividades culturales y de la promoción de la lectura. En 2009 editó “Casa de las estrellas” (Universidad de Antioquia, 1999; Editorial Alfaguara, 2005; Aguilar, 2009; Hechos del Espíritu, 2013), una recopilación de expresiones infantiles casi siempre divertidas y muchas veces crueles, un diccionario sorprendente con más de 500 definiciones que transforman por completo el mundo de los adultos.

(Artículo publicado el sitio web del Banco de la República)